Pensando (vii)

Amor
recuerdo aquéllos días en que todo
era felicidad,
esos días en los que tu sonrisa
iluminaba mi ser total...
tu persona...
que llenaba los vacíos de mi pobre corazón,
ése corazón soñador con gran amor,
un amor no correspondido,
que le daba mil gracias adelantadamente a Dios
por haberte conocido,
por pago semejante haberme dado
hasta aquélla tarde de Agosto
en la que todo, drásticamente cambió...

Y... ¿cómo es él?
me pregunté...
bajo esa luz radiante de la Luna amiga,
llorando más que un bebé
pero sintiendo esa gran amargura
de creer yo correspondido ser
cuando tú mirabas al del siguiente mes
tratando ya de olvidar ese pago que me das
y de que tu a mi lado debes de estar...

>>> 2001.01.01

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Coincidencias

De viaje

Meme: Confesiones